Pedalibre

Asociación cicloturista y de ciclismo urbano


Los usuarios de BiciMad idean un código de comunicación propio

IMG_20150421_163430

El Sistema de Bicicletas Públicas madrileño (BICIMAD) cumple su primer año de puesta en funcionamiento en junio de 2015. Y aunque lo ideal es acudir al teléfono de asistencia 010 o al teléfono gratuito de incidencias 900 50 54 63, los usuarios han comenzado a comunicarse entre ellos con gestos sencillos, como girar el sillín de la bicicleta cuando la retornan al anclaje, en caso de encontrarse ésta con algún tipo de avería. Otro usuario que llegue a ese lugar entenderá que esa bici no está en condiciones de uso y, por lo tanto, optará por recoger otra bicicleta.

También es posible dar aviso de incidencias de avería de bicicleta a través de las pantallas táctiles del tótem donde se deja la bicicleta, pero en ocasiones el usuario no tiene tiempo, o no funciona, o no tiene muy claro como hacerlo, por lo que este sistema tan sencillo de girar el sillín puede seguir siendo de utilidad para mandar el mensaje de avería al resto de usuarios. Además este código no escrito es habitual verlo también en otras ciudades españolas con sistemas de bicicletas públicas.

Por otro lado, a veces es posible llegar a una estación de BICIMAD y encontrar todas las bicicletas en luz roja, de modo que lo primero es pensar que no están en uso. Nada más lejos de la realidad, pues una usuaria ha sido informada de que llamando al teléfono de incidencias antes mencionado e indicando el número de estación los operadores te ayudan a recoger una bicicleta si aparece con luz roja. La causa de encontrarse en esa situación puede ser porque está mal anclada.

Anuncios


7 comentarios

Inaugurado el sistema de bicicletas públicas de Madrid

3

Hoy día 23 de junio se ha inaugurado el sistema de bicicletas públicas de Madrid, un servicio esperado durante muchos años que por fin se ha hecho realidad.

Como es bien conocido las bicicletas de este sistema madrileño son todas de pedaleo asistido, una novedad en el ámbito de las grandes ciudades y sus bicicletas públicas.

Dicha inauguración ha consistido en un viaje en bicicleta pública por algunas calles aledañas al Ayuntamiento y unos discursos en El Retiro, al lado de una de las estaciones de anclaje de bicicletas.

En dicha inauguración nos hemos congratulado de ver que tanto la alcaldesa como el resto de altos cargos han vestido de manera normal, como visten los ciclistas urbanos en las ciudades en las que el uso de este medio de transporte está tan extendido. Este redactor ha sido incluso testigo de cómo la alcaldesa se ofendía con los altos cargos y los policías municipales porque los primeros se estaban saltando un semáforo por órdenes de los segundos que paraban a los coches que tenían el semáforo en verde, para que pasaran los ciclistas. A partir de ahí no volvió a ocurrir y la caravana ciclista fue respetando la normativa, sin cortes de tráfico, integrándose en el mismo.

5

La Alcaldesa y el Concejal de Movilidad durante la inauguración de las bicicletas públicas de Madrid

Al parecer el sistema está teniendo algunos problemas en sus inicios, pero esto parece haber sido una tónica en otras ciudades en sus primeros días, así que esperamos que se vayan arreglando dichos problemas y normalizando el uso.

Desde Pedalibre recomendamos ahora mismo la página de Ecomovilidad para consultar como funciona el sistema, concretamente en este artículo. Nos parece el más completo y claro.

Pedalibre valora positivamente la puesta en marcha de este sistema, porque creemos que dará mayor visibilidad a la bicicleta, porque ha generado una serie de infraestructuras ciclistas y porque creemos que generará más, para aumentar la facilidad de su uso. También pensamos que el sistema puede animar a usar la bicicleta a personas que no tienen espacio en casa para guardar una, o personas que la necesiten usar sólo esporádicamente y también a aquellas que tengan prejuicios por las cuestas o el calor, al llevar el pedaleo asistido. Valoramos tambíen muy positivamente que se hayan bajado los porcentajes de ocupación en los que se reducirán diez céntimos por uso, como pidió Pedalibre ante la Comisión de Seguimiento del Plan Director, pasando del 85 al 70%. Además se ha añadido una nueva posibilidad de descuento, que consiste en avisar en el tótem de salida en que estación se depositará la bicicleta a la llegada, teniendo así reservada un slot al depositarla al final del recorrido.

2

Una usuaria de Pedalibre sacándose la tarjeta de BiciMad

Las dudas que tenemos con respecto al sistema se centran en el cobro de la primera media hora (algo insólito por el momento en otras ciudades) y el ámbito territorial tan restringido. Confiamos en que lo segundo se vaya aumentando con el tiempo y que lo primero se repiense en el caso de que la queja sea generalizada y que se vincule a un posible bajo uso.

Por último, nos ha sorprendido lo rápidamente que está desapareciendo algunas de las pinturas de marcación de ciclocarriles y ciclocalles, por lo que esperamos que sean repintadas y, esta segunda vez, con pintura que aguanten más tiempo sin borrarse.

Confiamos en que el sistema triunfe, porque ello aportaría un grado de mayor madurez ciclista a la ciudad.

Para acabar, agradecer al Ayuntamiento de Madrid por invitarnos al acto.

Artículos relacionados:

Folleto del Ayuntamiento

Noticia con vídeo

Enbicipormadrid

Noticias anteriores de bici pública de Madrid en Pedalibre